miércoles, 6 de febrero de 2008

El latín y la vertebración de Europa

Hace unos días, en un amistoso diálogo en el blog de Juan Pedro Quiñonero en torno a la vertabración de la literatura y la cultura de Europa y de España, propuse al latín como uno de los caminos por los que podría afianzarse una Europa que vaya más allá de las instituciones de la Unión Europea... y puse como ejemplo y muestra, la existencia en Madrid de un Circulus Latinus Matritensis en el que se habla de vez en cuando (una vez al mes) la lengua de Ciceron. Puesto en contacto con uno de sus miembros, me abrió los ojos a un mundo que no conocía en toda su profundidad: la existencia de una autentica red de páginas (ver aquí y aquí), blogs y hablantes latinos a lo largo de todo el mundo, de periodicos (ver aquí ), de radios online (ver aquí y aquí) , de cursos gratuitos, de centros de inmersión linguistica en latín (uno es la universidad de Lexington, en Kentacky y otro, el Vivarium Novum, en Montella, cerca de Nápoles, en donde se estudian a los clásicos y se puede convivir unos días en latín), e incluso de un programa de busqueda por la red de latinoparlantes através del programa Skype.

¿Quién dijo que el latín era una "lengua muerta"?

11 comentarios:

Counter-Revolutionary dijo...

¡Sin duda, me vendrá bien uno de esos cursos gratuitos, para a continuación meterme con la Guerra de las Galias o la Conjuracion de Catilina (o de Catalina, como bromeo yo con una amiga mía bastante inquieta intelectualemente y así llamada)!

Don Cogito dijo...

... pues animate!!!

algunas de las personas que te digo que conozco del Circulus Latini, además de hablar (y contar chistes!!!) en latín -creo, no estoy seguro- que estarían dispuestos a dar clases... si vives en Madrid... de todas maneras en esta entrada tienes material de sobra, direcciones etc para empezar si vives fuera...

casanueva dijo...

Empecemos primero por la vertebración conceptual de Europa; las lenguas no vertebran, ni unen... eso es una idea decimonónica reciclada de la ilusión imperialista de las grandes casas monárquicas del siglo XVI, una religión, una lengua, un caudillo... Los gramáticos de Port Royal también creían algo parecido, pero apelando a la unidad científica, y al principio del siglo XX se creía que la lengua estructuraba el pensamiento de sus hablantes... Ideas como estas son las que si no se vigilan terminan convirtiéndose en la pesadilla de miles de ciudadanos obligados a aprender una lengua y a abandonar la suya en aras de una mejor comprensión y unidad.
Y eso que el latín es una lengua mucho más interesante que un sudoku, no olvidemos que al Primer Ministro del Estado del Vaticano, el mismísimo Dios le habla en Latín

Don Cogito dijo...

...hombre, pero es una cosa mucho más sencilla.. yo a lo único que apelo es a cierta tradición cultural (elegida por uno mismo... no impuesta por nadie!!!)en la que podamos encontrar una puerta abierta hacia un pasado que nos enriquezca...releer los clasicos nunca ha sido mala opción en momentos de crisis (ahí tenemos al Renacimiento!!!)

Paulus Villaoslada dijo...

Recte dixit amicus noster "Dominus cogitus" de his dicens ad latintitatem pertinentibus. Exstat loquentium communitas quaedam et sunt homines nostro aevo, cum quibus Latine discere poteris in his locis, quos noster amicus in sua symbola significavit.

Valete omnes

casanueva dijo...

per secula seculorum..., jamón

casanueva dijo...

la lengua de Cicerón está bien, pero qué hacemos con Crimen y Castigo, La montaña mágica, El corazón de las tinieblas, 1945, La Regenta; o con Erich Fromm, Gadamer, Hobsbawn, Derrida, Antonio Damasio; qué hacemos con José Antonio Chamorro, con Onfray, con David Deutsch, Richard Dawkins; qué hacemos con Raúl de Pozo... y lo que es más importante, qué hacemos conmigo...

Don Cogito dijo...

Pablo...muchas gracias por escribir un comentario a este blog, escribe cuando quieras en latín o en castellano que serás siempre bien recibido
(...casanueva.......hombre... Pablo JUSTAMENTE pertenece al circulo latino del que hablo en la entrada... algo que sólamente puede inspirarnos admiración....y respeto)

Don Cogito dijo...

...casanueva...una cosa no quita la otra... no hay contradicción ninguna... en cuanto a mí... hobre Cogito no suena a ruso, no

casanueva dijo...

Disculpa si has visto en mi comentario algo más irrespetuoso que mi propia desacertada confesión de no defenderme en latín más que lo mínimo para hacer una traducción mediocre y para saber si la procedencia de latín que leo es debido a la lectura de los clásicos o a los planes de bachillerato basados en el latín tardío herederos de la reforma carolingia, o de notar sospechosas estructuras sintácticas (más cercana a la Vulgata que a Virgilio)..., pero vamos, que soy bastante torpe con mi competencia latina clásica.
Mi respeto y toda mi admiración hacia todos los latinistas y latineros. Lo digo de corazón.

casanueva dijo...

En cuanto a nuestra discusión, te digo que ya se hicieron esfuerzos notables en el pasado para vertebrar Europa en torno a una idea lingüística, y en torno a una idea religiosa, y en torno a una idea racial, y en torno a una idea cultural, y en torno a una idea económica... y una idea en torno a todas estas ideas unidas en algo que denominamos cultura europea que, curiosamente, sólo se carga de sentido con la oposición de esta cultura frente a otras culturas, la china, la africana, la esquimal, qué sé yo; luego en la misma naturaleza de la unidad se encuentra la del enfrentamiento.
En Toledo, no hace mucho, se vertebró la cultura universal en torno al respeto de las lenguas como vehículos de conocimiento, y gracias a esos héroes no sé si beatificados, pero sí más olvidados que Napoleón, Carlos I-V (puedes elegir el número)o Benedicto XVI, Oriente, Occidente (o sea, todo el Universo conocido) nunca estuvieron más unidos.
Seguiré otro día, si tú quieres, claro, y sobre todo perdona por todo lo que suene a ofensa, que no lo es. Siento un afecto profundo por tí, y un respeto notable por tu blog.
Salud.